Alquile su bus de forma sencilla

Burdeos, la bella durmiente francesa.

¿Cuándo debería ir?

Burdeos tiene clima mediterráneo. La temperatura media en verano oscila entre los 25º y 35ºC y en invierno entre los 10º y 15ºC. Es una de las ciudades más soleadas de Francia y en cuanto a las precipitaciones, se reparten con cierta uniformidad a lo largo del año, aunque la época más lluviosa es el otoño. La primavera es la mejor época 

Lo mejor de Burdeos

Puerto de la Luna

El puerto de la Luna se reconoce como lugar de intrercambio de valores culturales por sus enlaces comerciales. Su conjunto urbano y arquitectónico, creado durante la época de la Ilustración, la situan como un ejemplo destacado de tendencias clásicas y neoclásicas.

Catedral de San Andrés

Es el principal edificio religioso de la ciudad de Burdeos construido en el siglo XI, y consagrado por el Papa Urbano II. De su construcción románica original no quedan más que los muros interiores de la nave principal ya que la catedral fue reconstruida entre el siglo XII y el XVI.

Gran teatro de Burdeos

 

Es considerado por muchos el más importante de toda Francia. Su construcción corrió a cargo de Victor Louis con una arquitectura muy innovadora en muchos aspectos (inmenso pórtico, fachada neoclásica...).

Monumento a los girondinos

Espectacular monumento finales del siglo XIX en honor a los mártires de la Revolución Francesa, una alegoría a la libertad. Este marca el punto central de la mayor plaza pública de Europa, la de Quiconces.

Plaza Real

Construida por los arquitectos Gabriel (padre e hijo), constituye un magnífico conjunto arquitectónico y una de las realizaciones más típicas de la época de Luis XV. El centro está adornada por una fuente con las Tres Gracias.

Basílica Saint-Michel

Es el principal lugar de culto de la ciudad, fue construida entre los siglos XIV y XVI. Es de estilo gótico flamígero y en su interior destaca un órgano. Está considerada patrimonio mundial por la UNESCO.

Museo de las bellas artes

 

Fundado en 1801 por el pintor Pierre Lacour, es una de las galerías de arte más grandes de Francia. Sus colecciones reagrupan pinturas, esculturas y dibujos, obras de pintores franceses y holandeses. El museo contiene varias pinturas que fueron saqueadas por los franceses durante la revolución francesa como el Martirio de San Jorge de Peter Paul Rubens.